Hoy os hablaremos del cashmere. Uno de los tejidos orgánicos más valiosos del mundo.

En nuestra tienda puedes encontrar una selección exclusiva de prendas y complementos hechas y hechos a mano con cashmere https://nebbana.com/categoria/shawls-y-stoles/

Si quieres un artículo exclusivo, para tí, o como regalo, este tejido proporciona una calidad que agrada a cualquier persona. Son piezas duraderas, suaves y combinables. Se adaptan a cualquier tipo de situación, formal o más cotidiana.

El cashmere es un tejido muy duradero. Se podría considerar de lujo por su extrema suavidad.

Existen diversos trucos para saber si la prenda que estás comprando es Cashmere. Uno de ellos es que de las prendas de cashmere se extraen pequeños pelitos de su superficie. Otra es que al quemar una fibra huele a pelo quemado y no a plástico. Estos son dos de los trucos más interesantes para comprobar que una prenda esté hecha de cashmere.

Nuestra produción se hace respetando perfectamente los tiempos de extracción del pelo. No dañando en ningún momento al animal, ni suponiendo un riesgo de ningún tipo para ningún ser vivo.

Nuestros colaboradores son familias que viven en el Himalaya de India y Nepal, por lo que tratan a su ganado con todo el cariño. El cashmere se extrae de diferentes zonas de las cabras del Himalaya.

Es una de las fibras más peculiares y escasas del mundo y se caracteriza por su tremenda suavidad. Una excelente protección para combatir el frío. Se suele usar en la confección de bufandas, mantas y jerséis.

Como regla principal del lavado del cashmere, jamás metas tus prendas dentro de una lavadora o secadora porque solo estropearás las fibras y el color de la prenda. El cashmere se lava a mano y para ello se utiliza agua tibia y un jabón delicado, como el que se usa para lavar prendas delicadas.

Usando un recipiente, se coloca agua y jabón líquido, se revuelve para crear agua jabonosa y comienza a apretarla suave pero con firmeza para que pueda salir la suciedad sin necesidad de frotar o refregar. Saca y mete la prenda en el agua varias veces para hacer que la suciedad se afloje y salga.

Luego saca tu prenda de cashmere del agua y apriétala suavemente, pero hazlo sin retorcerla, ya que esto estropeará tu prenda. También se puede enrollar en una toalla blanca para que absorba los excesos de agua.

Se recomienda no dejar la prenda en una percha para su secado. Mejor, dejarla en posición horizontal encima de una toalla blanca.

Una vez seca se puede planchar a temperatura baja colocando un paño entre la plancha y la prenda para proteger sus tejidos del calor.

Recordad que todos nuestros colaboradores y producciones tienen un fondo social. Ayudando que economías más desfavorables salgan a flote. Dotando a auténticos artistas y trabajadores de condiciones de vida y trabajo dignas.

 

Seguimos Nebbaner@s!